El mejor inventor colombiano 2019 es de Villavicencio

La Superintendencia de Industria y Comercio, en su rol como autoridad en el registro y protección de la propiedad industrial y en asuntos marcarios, realizó la novena versión del Premio Nacional al Inventor Colombiano, un evento que cuenta con el apoyo de la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI).

El objetivo de este galardón es estimular la creatividad de los inventores nacionales, quienes con sus conocimientos e invenciones en el ámbito tecnológico contribuyen a la mejora de la vida cotidiana de las personas.

La calificación de los postulados al premio se llevó a cabo  en 4 categorías: industrial, investigación juvenil e infantil. Los ganadores fueron:

  • Categoría industrial: Jorge Iván Cadavid Martínez del municipio de Calarcá, con el invento: SONATA

Sonata, es una dispositivo que le permite a las personas con pérdida auditiva (Hipoacusia y Sordera Media) escuchar a través de los dientes gracias al principio de la conducción ósea.

  • Categoría investigación: Jimmy Santamaría Tapiero de la ciudad de Villavicencio, con el invento: UNGÜENTO PARA EL CUIDADO DE CUALQUIER TIPO DE QUEMADURAS Y HERIDAS.

El objetivo primordial del ungüento es reducir el dolor y una recuperación más rápida de las lesiones evitando el riesgo de infección y disminuyendo los costos del sistema de salud.

  • Categoría juvenil: Juan Felipe López Barrios, Giulia Forestieri, Luis Carlos Arteaga, Laura Sofía Gómez Jaramillo y Laura Daniela Ochoa Talero, con el invento: PANELES DE FACHADA PWT (PWT CLADDING PANELS).

Los paneles son una mezcla de maderas y plásticos capaces de descomponer los contaminantes presentes en el ambiente y en consecuencia permitir la limpieza del aire.

  • Categoría infantil: Colegio Campestre San Juan de la Loma de Tuluá,  con el invento: MANO ROBÓTICA INTERPRETATIVA PARA EL LENGUAJE DE SEÑAS DE SORDOMUDOS.

Este invento, es un sistema que permite traducir, en tiempo real, el lenguaje del interlocutor verbal en texto para posteriormente ser transformado en movimiento.

Durante el evento, el Superintendente de Industria y Comercio, Andrés Barreto González explicó que: “desde la Superintendencia creemos firmemente que esta convocatoria, no solo representa una satisfacción personal para los participantes, sino, un orgullo para la Entidad y un verdadero ejercicio para la construcción de un mejor país”.

Los ganadores podrán acceder a financiación para el pago de las tasas si deciden presentar la solicitud de la patente correspondiente al invento ganador. Para ese fin deberán hacerlo dentro del año siguiente a la entrega del premio. En caso que la solicitud se encuentre en trámite, se financiará la tasa de presentación de un invento diferente al que participó en el concurso.

De igual forma, tendrán acceso al Programa de Asistencia legal a Inventores (PAI), que tiene por objeto asistir legalmente a aquellos inventores independientes, pymes y micro empresas nacionales que quieren acceder al Sistema de Patentes que no cuentan con los recursos económicos y conocimientos necesarios para adelantar adecuadamente el trámite de una solicitud de patente de invención.

Finalmente, y como reconocimiento a su esfuerzo, la Superindustria otorga a los ganadores, una certificación especial y una Medalla y un diploma expedido por la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI).

Este año se postularon 152 creaciones de todos los rincones del país, destacando la participación por primera vez de inventores de los municipios del Tambo y Santander de Quilichao (Cauca) y de Palestina (Caldas

Escríbenos aquí
¿Tienes algo que decirnos sobre esta noticia?