Pese a haber golpeado brutalmente y arrastrado por el cabello a su propia madre, un vigilante quedo en libertad.

FLORENCIA: Luego de agarrar por el cabello y arrastrarla por la casa, golpearla salvajemente e insultar a la propia mamá, un guarda de seguridad o celador, quedo en libertad por decisión de un Juez con función de control de garantías en Florencia, Caquetá.

La madre del individuo pidió protección de la policía por temor a que vuelva a la casa a maltratarla, como ha sucedido en dos episodios más.

Anta la violencia física, la víctima desalojó a su hijo de la residencia que compartía, en tanto que el hombre quedó vinculado al proceso penal por violencia intrafamiliar ejercida sobre su propia madre.

Escríbenos aquí
¿Tienes algo que decirnos sobre esta noticia?